Comida 4 de octubre

Hace 5 días

Start-up, Scale-up, Business Angel, Unicorn, Venture capital. Para muchos, estos son términos familiares que aparecen casi todos los días en las páginas de noticias en internet, periódicos y prensa corporativa. Se utilizan en artículos sobre empresas jóvenes, innovadoras y ambiciosas, en su mayoría relacionadas con las industrias de alta tecnología y TI. En el mundo de las start-ups, hay tres resultados finales: el fracaso, el éxito (modesto) y, muy raramente, un éxito espectacular.

Pero ¿Cómo de raro es el éxito en el mundo de los negocios?

En promedio, los capitalistas de riesgo conocen alrededor de 1.000 empresas nuevas cada año y tal vez 2 de ellas serán financiadas. Por cada 10.000 empresas emergentes que obtienen financiación, solo 1 se convierte en Unicornio – la jerga para una empresa emergente privada con un valor de más de mil millones de dólares. Básicamente, las probabilidades de lograr el éxito de una empresa emergente a nivel “Unicornio” son de una en cinco millones.

Los unicornios suelen ser nuevas empresas tecnológicas que han ideado algo muy innovador. Ejemplos de (antiguos) unicornios son Uber, SpaceX, Deliveroo, WhatsApp, Reddit y “nuestra” Interxion.

Durante el almuerzo de DBC del 4 de octubre, hablamos del mundo de las start-ups y los business angels. Con el tema “En busca del Unicornio”, René de Jong comparte con nosotros sus experiencias en este desafiante y fascinante “ecosistema” de emprendimiento e inversión.

Como emprendedor de éxito, que cambió de rumbo en 2005, René ha sido muy activo como business angel y conoce como nadie los diferentes aspectos del mundo de los start-ups.